#LibertadParaMahmoud: Fuerzas de ocupación israelíes detienen al coordinador del BDS Mahmoud Nawajaa durante una redada nocturna

Ramallah ocupada, Julio 30 2020 - Al rededor de las 3:30 de la mañana, decenas de soldados de ocupación israelíes acompañados por perros, irrumpieron en la casa de Mahmoud Nawajaa, el Coordinador General del Comité Nacional Palestino BDS (BNC, por sus siglas en inglés), cerca de Ramallah, esposándolo, vendandole los ojos y separandolo de su esposa y sus tres hijos pequeños.

 

 

Mahmoud Nawajaa, de 34 años, nació en Yatta, en el sur de Hebrón, y tiene un máster en Relaciones Internacionales.

Al momento de ser detenido, Nawajaa le dijo a su esposa: "Cuida de los niños". Los dos hijos mayores de Mahmoud, de 7 y 9 años, gritaron desafiantes a los soldados que invadieron su hogar para arrestar a su padre. El hijo mayor dijo: “Dejen a mi papá. Salgan de aquí. Su perro no me asusta".

La Convención Internacional sobre la Represión y el Castigo del Crimen de Apartheid  reconoce que “la persecución, deprivación de libertad y derechos fundamentales de las organizaciones y personas que se openen al apartheid" constiyuye un acto inhumano cometido por quienes imponen un regimen de apartheid. 

El movimiento global y pacífico de boicot, desinversión y sanciones (BDS) fue lanzado en 2005 y respaldado por organizaciones de mujeres, asociaciones profesionales, comités de resistencia popular y otros grupos de la sociedad civil palestina. Hace un llamado para terminar con la ocupación y el régimen de apartheid israelí y para  que se cumplan los derechos estipulados por la ONU de la población palestina refugiada, desplazada por la fuerza desde 1948, para que pueda regresar a sus hogares.

En un comunicado reciente del BNC, valorando las decenas de opiniones de expertas/os de Derechos Humanos de la ONU que condenan el plan de anexión formal de Israel y lo califican como la cristalización del “apartheid del siglo 21”, Mahmoud Nawajaa expresó:

"Durante décadas, la inacción internacional y la complicidad han permitido a Israel violar las leyes de la ocupación, avanzar en su colonización del territorio palestino ocupado e imponer un régimen de apartheid consagrado en la propia legislación interna de Israel.

Frente a la anexión ilegal de Israel, su régimen de apartheid y su negación de nuestro derecho inalienable a la autodeterminación, es hora de que todos los Estados y las organizaciones internacionales cumplan con sus obligaciones legales mediante la adopción de medidas efectivas, incluidas sanciones".

En los últimos años, el movimiento BDS ha crecido en importancia a nivel global, su impacto ha llegado a los parlamentos de todo el mundo, desde Sudáfrica hasta el Congreso de EE. UU, a partidos políticos, a grandes sindicatos, iglesias, campus universitarios, movimientos por la  justicia racial y figuras culturales y artísticas de renombre. 

El gobierno de extrema derecha de Israel ha perseguido y asediado al movimiento BDS durante años, dedicando una gran cantidad de recursos financieros y humanos para su “guerra” contra este movimiento internacional, por el gran impacto estratégico que ha tenido BDS en la lucha por la libertad del pueblo Palestino. 

Omar Barghouti, cofundador del movimiento BDS, ha pedido presión internacional eficaz  para asegurar la liberación inmediata de Mahmoud Nawajaa: 

“Mahmoud es un destacado defensor de los derechos humanos palestino, muy apreciado en Palestina y en todo el mundo por su incansable y apasionada defensa de los derechos palestinos. Como joven líder de la sociedad civil, Mahmoud es un modelo a seguir para las personas palestinas, jóvenes y mayores, y una inspiración para las defensoras de los derechos del pueblo palestino en todas partes.

El régimen de ocupación militar de Israel, el colonialismo de asentamientos y el apartheid está tratando desesperadamente de aterrorizar a las activistas palestinas del movimiento BDS y a sus familias, después de no haber logrado frenar el crecimiento del movimiento. Hacemos un llamado a activistas del movimiento BDS en todo el mundo a fortalecer aún más las campañas de BDS para acabar con la impunidad de Israel.

A medida que Israel se convierte en un modelo a seguir para la extrema derecha racista y autoritaria, BDS se está convirtiendo en un componente clave de la ola progresista global que lucha por la justicia indígena, racial, económica, social, de género y climática.

Ya es hora de que los Estados no sólo defiendan a los y las palestinas y a otras defensoras de Derechos Humanos, como Mahmoud, sino que impongan sanciones legales y específicas para poner fin a los crímenes de guerra los crímenes contra la humanidad y todo el régimen de opresión a la población palestina indígena por parte de Israel. Sólo eso nos puede ayudar a alcanzar la libertad, la justicia y la igualdad.”

 

Declaración PACBI

Posición de PACBI sobre la participación de las misiones diplomáticas en los dudosos esquemas de cooperación palestino-israelí y las visitas internacionales al territorio palestino ocupado

June 16, 2007

Durante años, algunas misiones diplomáticas en Israel y el Territorio Palestino Ocupado (TPO), incluida Jerusalén Este, han patrocinado, organizado o facilitado proyectos conjuntos palestino-israelíes que ofuscan o ignoran por completo la realidad de las políticas coloniales y racistas israelíes contra el pueblo palestino.

Independientemente de las intenciones, estos proyectos sólo sirven para promover una falsa imagen de Israel como una ‘democracia ilustrada’, en lugar de una potencia ocupante que durante décadas ha violado el Derecho Internacional y los derechos humanos fundamentales, y ha perseguido una agenda criminal: completar la limpieza étnica del pueblo originario de Palestina −que comenzó en la Nakba mediante la destrucción gradual y persistente de lo que queda de la sociedad palestina en los territorios ocupados y en el propio Israel.

En un momento en que el movimiento internacional para aislar a Israel está ganando terreno en respuesta a la escalada de las políticas de apartheid israelíes, desde PACBI instamos respetuosamente a todas las misiones diplomáticas, en particular a las que tienen su sede en Jerusalén, a que se abstengan de apoyar −en cualquier forma− encuentros o proyectos conjuntos palestino-israelíes que no estén explícitamente dedicados a poner fin a la ocupación ilegal y otras formas de opresión israelí. Tales reuniones y proyectos sólo contribuyen a la prolongación de la injusticia al normalizarla y legitimarla, y apoyan inadvertidamente los esfuerzos de Israel por aparecer como un participante ‘normal’ en el mundo ‘civilizado’ de la ciencia, la erudición y el arte, independientemente del hecho de que está practicando una forma perniciosa de apartheid contra la población palestina.

También instamos a las misiones diplomáticas a que se abstengan de organizar visitas a instituciones palestinas para visitantes internacionales que vienen principalmente a Israel a participar en conferencias, encuentros o festivales en las principales instituciones y escenarios, los cuales en su casi totalidad son cómplices de una u otra manera en el mantenimiento de la ocupación y la opresión. Si bien el pueblo palestino siempre ha acogido con agrado las visitas de solidaridad de delegaciones internacionales, la mayoría de nosotros/as creemos firmemente que esas visitas de solidaridad no deben utilizarse como ocasión para dar conferencias en universidades israelíes, organizar espectáculos, proyecciones de películas o exposiciones en los principales centros israelíes, colaborar de cualquier manera con instituciones políticas, culturales o académicas israelíes, o participar en actividades patrocinadas o apoyadas, directa o indirectamente, por el gobierno israelí o cualquiera de sus organismos.

Respaldado por una abrumadora mayoría de la sociedad civil palestina[1], el movimiento palestino de boicot, desinversión y sanciones (BDS) considera que las relaciones internacionales con instituciones israelíes que no han condenado explícitamente la ocupación y la opresión otorgan legitimidad a dichas instituciones. Esto incluye la totalidad de las universidades israelíes y los principales centros de investigación, así como la gran mayoría de las instituciones culturales y artísticas.

Los llamamientos palestinos a boicotear a Israel −hasta que cumpla plenamente con sus obligaciones en virtud del Derecho Internacional− se inspiran en los llamamientos sudafricanos a boicotear el apartheid en un pasado no tan lejano. Los ex líderes sudafricanos contra el apartheid han sido los primeros en exponer los denominadores comunes subyacentes entre los dos sistemas de discriminación racial, incluso argumentando que el apartheid israelí es en muchos sentidos peor que el que existía en Sudáfrica, como ha declarado el Relator Especial de la ONU para los Derechos Humanos en los Territorios Palestinos Ocupados, el profesor John Dugard. En efecto, la opresión del pueblo palestino por parte de Israel tiene tres niveles: la ocupación militar de Gaza y Cisjordania, incluida Jerusalén Este, y la extensa colonización de esta última; la negación de los derechos reconocidos por la ONU a la población palestina refugiada, incluyendo su derecho al retorno; y el sistema de discriminación racial contra las y los ciudadanos palestinos de Israel. Esto pone de relieve la necesidad de coherencia moral por parte de representantes de Estados que, mediante sanciones sostenidas, participaron activamente en la caída del apartheid en Sudáfrica. Les pedimos que apliquen los mismos estándares y que no hagan una excepción con Israel.

PACBI
 

 
[1] En julio de 2005, en el primer aniversario del fallo de la Corte Internacional de Justicia sobre la ilegalidad del Muro y el régimen de ocupación, más de 170 sindicatos y organizaciones de la sociedad civil palestina hicieron un llamamiento al boicot, la desinversión y las sanciones (BDS) como una forma no violenta de resistir la opresión israelí. El Llamamiento de PACBI al boicot académico y cultural a Israel también ha recibido un amplio apoyo de federaciones académicas, profesionales, literarias y artísticas de Palestina, así como de organizaciones de la sociedad civil.
 
 

 

June 16, 2007
/

Compartir

Mantente al día

Suscríbete para recibir, noticias, actualizaciones de campaña, alertas de acción y campañas de recolección de fondos

No compartiremos tu información con nadie más siguiendo nuestra política de privacidad. Por supuesto puedes desinscribirte cuando lo desees.